miércoles, 6 de noviembre de 2013

"Por la hermana madre tierra". En tributo a San Francisco de Asís

Voy a realizar este trabajo sobre San Francisco de Asís, no tanto por su influencia directa sobre mi si no por sus valores respecto a los seres vivos del planeta que me fueron inculcados desde pequeño ya que me crie en un colegio de monjas franciscanas y siempre me llevaron especialmente hacia el cuidado de los bosques, plantas, ríos, mares, animales del planeta y me hicieron ver la grandeza de mi entorno y lo agradecida que puede llegar a ser la naturaleza, provocando en mi una gran sensibilidad con mi entorno natural y aunque no haya seguido practicando la vida cristiana siempre tendré impreso en mi forma de ser el amor hacia la naturaleza que tenia San Francisco de Asís.

Este hombre tenia una costumbre que hoy en día brilla por su ausencia que es la de predicar con el ejemplo, algo imprescindible para ser una persona integra y coherente.

Fue tal su amor hacia los animales y plantas que es el santo patrono de forestales y veterinarios.

Una de las cosas que mas me llamaron la atención y también hicieron notable el nombre de San Francisco fue su relación con los lobos, animal por el que tengo debilidad. Cuenta la historia que en la ciudad de Gubbio habitaba un lobo que atacaba a los habitantes con asiduidad, San Francisco fue a "pactar" con el lobo; El acababa con sus fechorías si los habitantes del pueblo le proporcionaban sustento para vivir, el lobo tendió la pata a San Francisco en señal de aceptación, el lobo vivió dos años y medio en armonía con el pueblo hasta que murió de viejo.

¿esta historia no es el la descripción del sueño que todos los amantes de la naturaleza hemos tenido alguna vez?

El acercarte a la bestia; pura e indomable y con virtudes que aparentemente parecen solo al alcance de los dioses poder hacerle entrar en razón y que pueda acceder a tus peticiones y así conseguir el gran objetivo de muchos hombres durante la historia; conseguir una convivencia perfecta entre el ser humano y su entorno.


Esta claro que nunca podremos saber con claridad si esta historia o otras muchas sobre el fueron ciertas o simples bulos o exageraciones, pero hay algo claro, este hombre hizo cosas que inspiran de verdad a cualquier hombre que ame la naturaleza y yo personalmente siempre lo he estado gracias a sus valores.

Por Omar Marsilla Borras

1 comentario:

  1. Es un relato muy bonito, y estoy segura de que como se suele decir la realidad sobrepasa la ficción, los animales en general tienen mucha memoria y mucho amor hacia quien los respeta, seria muy bueno que todos los niños conocieran historias de este bendito Santo eso les acercaría mucho más al total de la naturaleza.

    ResponderEliminar