viernes, 2 de junio de 2017

L'HORT ESCOLAR: La ferramenta del futur

EDUCACIÓ, INTERPRETACIÓ, TEATRALITZACIÓ I ALÇAMENT ES FONEN A L’HORT ESCOLAR ORGÀNIC.


El diari Levante recull la noticia dels nostres horts educatius.

Interpreta Natura enceta noves dreceres en el camp de l’Interpretació Teatralitzada així com nous Tallers Educatius i altres experiències interpretatives exclusives per a aquest propòsit.

Pep l'agricultor i Paco "llegona" a l'hort del Ausiàs March.

Els horts escolars del CEIP Ausiàs March i el CEIP P. T. Andreu d’Alzira ens situen en certa manera en integrants de la punta de llança o vanguarda dels sistemes útils en “Educació Moderna”. Els seus fundaments i tècniques han d’estar presents en l’educació dels alumnes del S.XXI; representen consciència i transversalitat, s’hi adapta a les noves necessitats socials i facilita noves eines i recursos educatius a docents convençuts de la necessitat d’iniciar canvis en l’educació actual predominant al nostre país. Aquesta ja no és capaç de resoldre amb eficacia. L’obsolescència d’aquest model va de la mà de la decadència cojuntural del sistema capitalista del qual era cómplice.

Treballs d'acondicionament del terreny.

Amb aquestes reinventades tècniques educatives tractem a l’hort temes com: Reciclatge, Reaprofitament, Soberania alimentaria, el “Procomú” quasi desaparegut, la Biodiversitat i l’importància del seu equilibri, Fauna, Flora, i un llarg etc…

Plantem els nostres propis aliments, toquem la terra, ens agenollem...

Amb tot açò intentem treure el millor de cadascú i descubrir què és el més idoni per a eixa persona; aportant-li eines útils per a conèixer-se i relacionar-se millor. Necessitem generacions felices, que fan el que els agrada i ho fan amb sentiment; així el resultat ha de ser-hi bo!!

Treballem en equip, aprenenm uns dels altres, ens preocupem dels vegetals.

En aquest projecte d’hort escolar concret, aconseguim dissenyar, alçar i iniciar el cultiu ecològic al mateix temps que tots els alumnes del centre on som passen per grups i participen en les fases del projecte que els docents pensen que són millors per a cadascun dels grups d’edat. Al mateix temps els tenim preparats tallers relacionats amb el cultiu ecològic (amb Marieta la cuinera -personatge-), i a més a més aprofitem qualsevol recurs interpretatiu que puga aparéixer per a captar l’atenció dels alumnes (una larva de coleòpter, llombrius, ortigues, aus, etc…).

Hort del CEIP T. Pintor Andreu d'Alzira.

També interactuen amb uns personatge teatralitzat (Pep el llaurador i Paco llegona), el qual passa per les classespreparant-los i acompanyant-los per a l’experiència agrícola que van a viure. Es rememoren aixi oficis, tradicions i indumentària en franca decadència que cal protegir.
L'hort dona fruits. Ensisams, cebes, cogombres i tomaques.

L’hort escolar ecològic/orgànic ha demostrat ser una eina molt potent, útil, de recursos educatiusinfinits, farcida de creativitat i praxis i facilitadora d’interrelacions que permet la possibilitat que pares, alumnes, docents i altres actors interactúen en un projecte comú encisador i productiu.

Xiquets i xiquetes proben per primera vegada l'encisam... i han descubert que els agrada.


PACO CAMARASA
INTERPRETA NATURA




jueves, 1 de junio de 2017

Senderos


El Paraje Natural Municipal de La Murta y La Casella es un sitio increíble para realizar diferentes excursiones y recorridos. Todos los caminos se encuentran correctamente señalizados. A continuación, vamos a proponer unas cuantas sendas que seguro que os harán pasar un buen sábado o domingo (o cualquier día) en contacto con la naturaleza.

Cualquier sendero nos hará pasar una deliciosa jornada

                A la entrada del Paraje, este panel nos explica las diferentes excursiones
Fotos por Ignacio Botella

Cada senda está muy resumida. Para más información pinchar en los enlaces.

Senda botánica: Homologada como SL-81 y señalizada con marcas blancas y verdes. Se trata de un sendero circular que parte desde el Punto de Información situado en la misma entrada del Valle de La Murta y pasa por la Pista de l’Ombria, la Senda del Pas del Pobre, el GR 36, el Puente Felipe II, las Ruinas del Monasterio de Los Jerónimos, l’Amassera, el Jardín con estanque de la Casa vella de la Murta y Capilla de la Virgen, els Corrals y la pista de la Solana, para finalizar en el punto de información.

Senda panorámica: Seguimos el espectacular trazado del PR-CV.335 que asciende al Cavall Bernat y a la Creu del Cardenal.

Senda histórica: Homologada como SL-CV 82. Salimos desde el Punto de Información. Pasamos por la Cruz del Peiro, el nevero, el Puente de Felipe II, el Monasterio de La Murta y las Ermitas del Calvario y Santa Marta. 

Enlace a un vídeo de la senda histórica.

Integral en el Valle de La Murta: Este recorrido aprovecha varios de los senderos señalizados (aunque también hay tramos sin señalizar). Se sube a tres picos: La Orella d´Asé (587 m), La Cruz del Cardenal (545 m) y el Cavall Bernat (587 m).





                                                                                                     Ignacio Botella Espacio
                                                                                                       CFGS Gestión forestal
                                                                                                             EFA " La Malvesia"
                                                                          

Fauna


Un paraje de estas características da cobijo a una gran diversidad de fauna. Entre las especies más emblemáticas de la zona encontramos: 

Búho real (Bubo bubo), Águila perdicera (Aquila fasciata), halcón peregrino (Falco peregrinus), serpiente de escalera (Elaphe scalaris), culebra bastarda (Malpolon monspessulanus)… sin olvidar a los anfibios como el sapo común (Bufo bufo), el sapo partero (Alytes obstetricans), el sapo de espuelas (Pelobates cultripes), la rana común (Rana perezi), etc. que viven gracias a los diferentes nacimientos de agua existentes en este espacio.


Aguila perdicera
Foto sacada de infoaguilas.com

     Búho real
      Foto sacada de expertoanimal.com



                                                                                              Ignacio Botella Espacio
                                                                                                       CFGS Gestión forestal
                                                                                                             EFA " La Malvesia"



La Murta y La Casella. Un Tesoro frente al Mediterráneo


El Paraje Natural Municipal de La Murta y La Casella es uno de los enclaves más emblemáticos de la provincia de Valencia. Se localiza en el término municipal de Alzira, concretamente dentro del LIC de la Sierra de Corbera, entre las Sierras del Cavall Bernat i de Les Agulles.

La declaración de Paraje Natural (2004) era una reivindicación histórica de la ciudadanía de Alzira, la cual siempre se ha sentido muy ligada a este lugar, considerado como un área de elevado interés ambiental, con importantes valores naturales, paisajísticos y culturales.

La Murta disfruta de una orografía muy particular que le brinda un microclima húmedo, posibilitando así en sus umbrías unos frondosos bosques con una gran cantidad de endemismos vegetales. Entre su rica flora podemos encontrar fresnos de flor, espino albar, laureles, carrascas, durillos, mirto, madroños y una larga lista de especies típicas mediterráneas.

Fotos por Ignacio Botella

Además, cuenta con un importante patrimonio histórico-cultural, declarado Bien de Interés cultural (BIC), en el que destaca la presencia del Monasterio de Santa María de la Murta, fundado en el siglo XIV por la orden de los Jerónimos.

Foto por Ignacio Botella

Si no habéis visitado este mágico lugar, desde aquí os animamos a que lo hagáis. Es un gran placer el perderse por sus senderos, descubrir su antiguo monasterio, tratar de identificar su gran variedad de flora y llegar a lo alto de las montañas que lo rodean, pudiendo así, admirar el espectacular paisaje, fuertemente marcado por el contraste entre la montaña y el mar.

Foto por Ignacio Botella

"El paisaje es un presente del pasado" (Joaquín Araújo)
En las siguientes entradas podemos descubrir con mayor profundidad este hermoso paraje:

Flora

Fauna

Patrimonio cultural

Senderos

                                                                                                     Ignacio Botella Espacio
                                                                                                       CFGS Gestión forestal
                                                                                                             EFA " La Malvesia"
                                                                          
  

miércoles, 31 de mayo de 2017

Patrimonio cultural


El Paraje de La Murta cuenta con un interesante conjunto de patrimonio cultural, entre los que destaca el conjunto histórico-arquitectónico del Monasterio de Santa María de la Murta, declarado Bien de Interés Cultural. Este antiguo cenobio, fundado por la orden de los Jerónimos, ha sido a lo largo de la historia un importante emporio de cultura y espiritualidad, centro de peregrinaje de la realeza, la aristocracia, y de influyentes personajes religiosos.


Foto por Ignacio Botella

Como para la mayoría de los monasterios, la desamortización y exclaustración del siglo XIX fue un golpe casi definitivo para su supervivencia, progresando su ruina hasta dejar, en la actualidad, sólo algunas paredes del templo, arcos interiores de medio punto, la portada barroca y una pila bautismal del siglo XIII.

Foto por Ignacio Botella

Fue adquirido por el Ayuntamiento de la ciudad en 1989 y, desde 1995, se encuentra en fase de recuperación y restauración tanto el convento-fortaleza como su entorno.

Lo más destacado, es, sin duda la gran torre anexa a la iglesia, de claras características defensivas. Dicha fortaleza se conserva mucho mejor que el resto de edificaciones y es un imponente prisma almenado, salpicado de garitones.

                                                                                                                          
                                                                                                     Ignacio Botella Espacio
                                                                                                       CFGS Gestión forestal
                                                                                                             EFA " La Malvesia"
                                                                          

Flora


El Paraje Natural de La Murta y La Casella cuenta con una gran diversidad botánica, albergando a cerca de 1000 especies catalogadas. Entre otras muchas encontramos:

Pinos de Alepo (Pinus halepensis),  carrascas (Quercus ilex rotundifolia), laureles (Laurus nobilis), madroños (Arbutus unedo), fresnos de flor (fraxinus ornus), romero (Rosmarinus officinalis), tomillo (Thymus vulgaris), coscoja (Quercus coccifera), palmito (Chamaerophs humilis), brezo de invierno (Erica scoparia), hiedra (Hedera helix), espino albar (Crataegus monogyna),  durillo (Viburnum tinus) y el mirto o murta (Myrtus communis), el cual otorga el nombre al paraje.

A continuación podemos observar una serie de fotos tomadas durante la primavera del 2016:

                   
                                      Gran frondosidad de matorral arborescente
                                                           Foto por Ignacio Botella
                                          
          
                                                     Madroño (Arbutus unedo)
                                                           Foto por Ignacio Botella

             
 
                                       Diversas tomas de un almez (Celtis australis)
                                                                              Fotos por Ignacio Botella
             
                        En esta fotografía nos percatamos de la  gran densidad vegetal 
                                                         Foto por Ignacio Botella

  
                     Dos ejemplares de pino diferentes siendo "escalados" por la hiedra
                                                         Fotos por Ignacio Botella

                                                 Fresno de flor (Fraxinus ornus)
                                                                              Foto por Ignacio Botella

                                    
Con la llegada de la primavera La Murta se llena de coloridas flores
Fotos por Ignacio Botella



                                                                                                     Ignacio Botella Espacio
                                                                                                       CFGS Gestión forestal
                                                                                                             EFA " La Malvesia"

miércoles, 22 de marzo de 2017

"L'auró de la Teixera

En la Teixera d'Agres encontramos también a parte de los peculiares tejos un impresionante ejemplar de arce granatense o auró blanc en valenciano (Acer opalus ssp. granatense). Este arce crece en la impresionante pendiente pedregosa de la Teixera y está formado por dos pies, de distinto tamaño. 




Se trata del ejemplar más grande de la provincia de Alicante, con una edad estimada de 250 años. Solemos encontrar ejemplares de pequeño tamaño y ramas abiertas y con una altura de 0,5 a 6 m, tipo arbolillo y que pueden llegar a vivir hasta 100 años, pero este es de gran dimensión  y tiene un elevado valor natural.

Esta especie, se trata de un endemismo del norte de África,(Cordillera del Rif en Marruecos), isla de Mallorca y sudeste peninsular. Se desarrolla en suelos calcáreos y lugares con bastante humedad y frescor, cerca de cursos de agua, cantiles rocosos y roquedos con algo de umbría, como la Teixera, un bosque de gran valor, que preserva todavía ejemplares como este, de siglos pasados.  

Mayo de 2016:



Este arce no suele formar masas densas, y se encuentra en lugares de umbría y humedad, forma parte de los bosques mixtos de las umbrías más húmedas del territorio, junto a Sorbus aria, Fraxinus ornus, Taxus baccata o Quercus faginea, siendo uno de los árboles que mejor coloniza las gleras o pedregales de estas umbrías, junto a Amelanchier ovalis. Sus hojas son caducas (algo poco frecuente en los bosques mediterráneos de Alicante), palmeadas, con tres lóbulos principales y dos basales subsidiarias, adultas vellosas por el envés. Su fruto, llamado sámara, es alado, con las alas en ángulo agudo o recto.
Florece entre Marzo y Mayo y los frutos maduran a primeros de otoño o finales de verano.


 Desgraciadamente en Febrero de 2016 el fuerte viento tumbó una de sus grandes ramas, como se puede apreciar en la parte izquierda de la siguiente fotografía:



Fotografías de Febrero de 2017:

 

 

Otoño de 2016:

 

                            
                                                                              


Puede ser atacado por el ácaro Aceria macrorhyncha:



ENLACE INICIAL(BLOG):

ENLACES RELACIONADOS (BLOG):

domingo, 19 de marzo de 2017

EL COMERCIO DE LA NIEVE

Otro de los rasgos que convierte la Teixera y su entorno en un lugar con un gran valor no solo ambiental sino también cultural son las Cavas,  construcciones tradicionales para el almacenamiento de la nieve y cuyo uso se remonta a no hace tanto tiempo. 

Cerca de la Teixera se encuentra la Cava Gran o Arquejada que es todo un sello de identidad de la Sierra de Mariola y  ha sido recientemente  rehabilitada .

El consumo de nieve se populariza en España a partir del siglo XVI. La costumbre de beber frío, refrescar y mantener alimentos, junto con las propiedades medicinales, exigieron de una compleja organización: desde la recogida y almacenaje de la nieve, pasando por su transporte y distribución, crearon una red comercial que a lo largo de más de cuatro siglos abasteció de nieve a pueblos y ciudades, una actividad industrial de aprovechamiento del bosque y la montaña.
La ubicación de estos depósitos, se realizó en las laderas menos soleadas, donde la permanencia de la nieve en el suelo, o tiempo de innovación, favoreciera su recolección, al objeto de almacenarla hasta su comercialización en la época estival. Son varios los autores que coinciden al señalar un considerable recrudecimiento del clima, con tiempo frío y húmedo, entre mediados del siglo XVI y hasta principios del XIX , que ha venido llamándose “pequeña edad de hielo”.


Cava Gran o Arquejada

Existían depósitos de construcción mucho más sencilla, denominados “ventisquers”, tapados con ramas y otros de construcción más compleja, las casas, neveras, cavas o pozos, en el cual se distingue una excavación en el terreno que en la mayoría de los casos aprovecha parte de una ladera sobre la cual se construyó un muro de mampostería de planta circular que emplea los materiales producto de la excavación y otros traídos de canteras, como los sillares que forman los dinteles y jambas de las puertas, los arcos de algunas bóvedas. etcétera . En el exterior, sobre la ladera con mayor pendiente se levantaba un muro, a modo de contrafuerte, por donde es frecuente localizar algún túnel de ingreso al interior del pozo. Los muros exteriores del pozo, los construidos sobre el cilindro, adoptan forma circular en el noventa por ciento de los casos, y en otros la poligonal. La mampostería de la obra exterior aparece trabada con mortero y las ventanas e ingresos practicados al interior del pozo son en algún caso construidos con sillares y ladrillos. Estas construcciones eran tapadas con tejados o cúpulas de piedra para evitar la incidencia de rayos solares.
Cabe señalar, los edificios anexos o viviendas que se encontraban junto a los pozos o cavas, estos tendrían la funcionalidad de albergue para los trabajadores durante la recolección y para el guarda encargado del suministro de nieve a los arrieros y abastecedores durante el verano. Además de guardar en su interior herramientas. En la Sierra Mariola junto a las cuatro cavas de Agres, existió hasta 1975 un edificio de grandes proporciones denominado la “Casa de l’Habitació”.

                            Cava de" l'Habitació"
En el siglo XIX e inicios del XX, las principales capitales y núcleos de población conocen las primeras fábricas de hielo, y desde aquel momento la nieve de las montañas abastecerá únicamente a los municipios próximos, donde aún era rentable su utilización. La nueva industria frigorífica, consolidada totalmente hacia 1920-30, provocará el abandono de los pozos y neveras, y supondrá el fin de una genuina actividad tradicional de nuestras montañas y la desaparición de los últimos "nevaters".
Durante el invierno, con la llegada de las primeras nieves, los jornaleros acudían a los pozos para proceder a su llenado. En algunos municipios el pregonero anunciaba el requerimiento de mano de obra.
 Los trabajos de recolección estaban dirigidos por un capataz, y se formaban dos grupos o cuadrillas de hombres: los que recogían y transportaban la nieve del ventisquero, mediante palas, azadones y capazos de esparto, y los que permanecían en el interior del pozo, comprimiendo la nieve que los primeros arrojaban por las bocas superiores, mediante unos mazos de madera denominados “pilons”. Estos iban girando alrededor, golpeando la nieve al ritmo de unas cancioncillas de las cuales aún se conserva alguna, si bien son letrillas populares que igualmente se solían cantar en diferentes labores agrícolas. Llevaban el calzado y las piernas envueltas en sacos y eran regularmente sustituidos, a fin de evitar congelaciones en los pies. 



Cuando se agotaba la nieve del distrito asignado al pozo o ventisquero, debía transportarse mediante caballerías desde puntos más distantes. Los porteadores recibían por cada capazo o porte el precio estipulado, pero en otras ocasiones iban a jornal. Para los que aportaban caballerías era algo superior. A medida que era llenado el pozo se disponía la nieve en tongadas, entre las que intercalaban capas horizontales de paja o capullo de arroz, al igual que se aislaba la nieve del contacto con la pared del pozo. En algunas zonas, al no disponerse de otros aislantes, se utilizaban matorrales y ramas de pino. En las labores de llenado de pozos de grandes dimensiones, llegaban a emplearse más de cuarenta jornaleros, que aportarían a su modesta economía unos bue nos ingresos, y se necesitaban varios días y diferentes nevadas.
Llenado el pozo o pozos se procedía a tapar y cerrar las puertas, y al cuidado de él o de varios quedaba un guarda o empleado que habitaba en la casa cercana o inmediata al pozo, generalmente dedicado a labores de pastoreo, etcétera.
Llegada la época estival, hacían su aparición los arrieros, que debían transportar la nieve a los pueblos. Para la extracción de la nieve (muy compacta y convertida en hielo ) se procedía desde el interior del pozo a “picar la neu”, sacarla al exterior mediante capazos atados a una cuerda , que pasaba por la polea situada sobre la puerta, e introducirla en unas cajas o moldes de madera, que al comprimirla le daban forma de bloque y se sacaba lo que se conocía como “pà de gel” que pesaba entra 60 y 70 arrobas.
                                                                Cava del Teix
·      Bibliografía: revistahistoriamoderna.ua.es/article/view/...alicante...comercio-de-la-nieve.../pdf

ENLACE INICIAL(BLOG):

ENLACES RELACIONADOS (BLOG):


sábado, 18 de marzo de 2017

El Tejo

En esta entrada vamos a hablar del protagonista de la Teixera de Agres que no es otro que el tejo.
El tejo (Taxus baccata) se trata de una conífera, de hoja perenne, con hojas aciculares, con un crecimiento muy lento, con el tiempo puede llegar a alcanzar notables dimensiones dada su gran longevidad, hasta 20 metros de altura, algunos especímenes pueden llegar a los 3000-4000 años . Resiste muy bien al frío y prefiere los lugares húmedos y poco expuestos al sol.

También se dice que el tejo se encuentra normalmente aislado o formando bosques muy pequeños donde contrasta con el resto de árboles porque tiene un color verde oscuro. Un ejemplo de pequeño bosque de tejos es la Teixera de Agres a la cual pertenecen estas fotografías. 
La Teixera de Agres situada en el sector noreste de la Sierra de Mariola , entre los 1100 y 1200 metros sobre el nivel del mar, presenta un fragmento de bosque mixto, antiguamente mucho más  extendido a todas la umbrías de las sierras del “mitjorn” valenciano, dominado por el fresno de flor (Fraxinus ornus), el arce granatense (Acer opalus subsp. granatense), el mostajo (Sorbus aria) y el tejo (Taxus baccata).Está integrada por  33 ejemplares de los 57 censados en la Sierra de Mariola. Los tejos que aquí viven son unos de los árboles más viejos de la Comunidad Valenciana, con algunos ejemplares probablemente rondando el milenio.



Hay tejos con flores femeninas y tejos con flores masculinas, es decir, plantas hembra y plantas macho. Los tejos hembra tienen fruto, una baya de color rojo llamada arilo, podemos verla en otoño. El macho libera nubes de polvo en la llegada de la primavera. Como curiosidad comentar que existen ejemplares hermafrodita, que presentan los dos sexos. 
En cuanto al  FRUTO comentar que es lo que se llama un falso fruto. Es un envoltorio de la semilla con una textura mucilaginosa, de sabor dulce, agradable y que es comestible. Como curiosidad destacar que en la Feria de Cocentaina antiguamente se comercializaba. En cambio la semilla que hay en su interior no es comestible pues tiene una cierta toxicidad  que dependiendo de factores como la edad, el peso de la persona y que puede llegar a ser mortal.  



SU MADERA, es de gran calidad, aguanta muy bien la flexión, tiene pues excepcionales cualidades mecánicas, casi incorruptible, por lo que ha sido usada en ebanistería, producción de engranajes, ejes, pasadores de polea, jarras y cuerpos de laúd, siendo insuperable por su resistencia y flexibilidad para la fabricación de arcos pues permite tensar el arco muchísimo y lanzar flechas a una gran velocidad con una longitud de tiro de hasta 200 metros mayor a la de los arcos convencionales y a las ballestas. 

SU TOXICIDAD. Taxus vienen del griego toxicon que significa veneno. Paradójicamente, y pese a ser una especie mortal, el uso médico del taxol, alcaloide extraído de la taxina que se halla en la corteza del tejo, es muy efectivo en el tratamiento de algunos tipos de cánceres. 
Catuvolco, rey de los Eburones  se quitó la vida ingiriendo zumo de tejo para no caer en poder de Julio César ( Libro VI de la Guerra de las Galias) 
Los pueblos celtas también utilizaron este veneno que les servía para emponzoñar flechas y lanzas. 

Por todo esto el tejo es una especie muy peculiar en estas tierras lo que convierte a la Teixera en un relicto de gran valor, un tesoro que debemos cuidar y conservar, tomar conciencia de su importancia.



ENLACE INICIAL(BLOG):
Etimología de la Serra de Mariola

ENLACES RELACIONADOS (BLOG):
El tejo
El comercio de la nieve
L'auró de la Teixera

Etimología de la Serra de Mariola


En las próximas entradas hablaremos de la Teixera d'Agres, dentro del  Parque Natural de la Serra de Mariola, un lugar único en esta sierra.

En esta primera entrada trataremos de la etimología. ¿Por qué recibe el nombre de Sierra Mariola?




 Son muchas las leyendas o teorías al respecto.
-La primera es una leyenda se remonta a la época de los romanos cuando esta zona formaba parte de la Contestanía, que era el sureste de la Península Ibérica, lo que hoy en día es la provincia de Alicante, con capital en la actual Cocentaina. Los Contestanos fueron uno de los pueblos íberos de cultura más rica y variada.
Los romanos conquistadores buscaban oro por sus necesidades económicas dada la dimensión de su imperio lo que les llevó a desatar una auténtica fiebre del oro con explotaciones de minas hoy en día impensables, como las minas de oro de las Médulas en el Bierzo (León).
Aunque la existencia de minas de oro en la provincia de Alicante nunca ha podido ser constatada científicamente existen testimonios de que  en la Sierra de Mariola había minas de oro y que de ellas se extrajo mucho mineral en tiempos de los romanos.
La historia cuenta que en tiempos de Tiberio Claudio Nerón, allá por el siglo I de nuestra era, en un pequeño poblado hispánico gobernado por  el noble Sexto Mario con su familia y habitado por sus siervos y algunos campesinos, se decía que Sexto Mario era un hombre muy rico,que había obtenido grandes ganancias gracias a las minas de oro situadas en el corazón de la Sierra de Mariola y que las explotaba íntegramente para su propio beneficio. Estas riquezas propiciaban la envidia en aquellos que anhelaban aquellas riquezas y querían hacerlas suyas, como  el propio Tiberio Claudio Nerón.
Sexto Mario era considerado el hombre más  rico de  Hispania en su época, así que Nerón ideó un intrigante plan, conquistar a la hija de Sexto Mario y casarse con ella, la doncella se llamaba Mariola, y con frecuencia los campesinos de la zona la veían pasear por esta sierra en compañía de una enorme pantera que su padre le había traído desde la mismísima África.
La doncella rechazó a Nerón porque estaba enamorada de un joven oriundo de la Contestanía Hispánica. Nerón, que no aceptó aquel desplante ideó la manera de buscar la ruina a aquella familia y de paso confiscar todos sus bienes, así, convocó a Sexto Mario y a su hija a una reunión urgente en Roma, pero Sexto Mario comprendió que era una trampa y le dijo a Mariola que no acudiera y que se ocultara en lo más intrincado de la sierra con su pantera.
Una denuncia apoyada por el emperador acusó a Sexto Mario de incesto  y ambos, padre e hija, fueron condenados a una terrible muerte, ser despeñados desde la “Roca Tarpeya”, un lugar en Roma destinado a llevar a cabo las penas capitales arrojando a los condenados al vacío. Sexto Mario fue lanzado desde la Roca Tarpeya en el año 33 y cuando los soldados acudieron a la Contestanía a buscar a Mariola, que estaba escondida en la Sierra que en hoy en día lleva su nombre, no la pudieron encontrar y nada más se supo de ella.
Desde entonces cuenta la leyenda que pastores, campesinos y caminantes dicen que a veces, al atardecer, se ve una figura blanca que parece que flota entre los riscos seguida de una negra sombra a cuatro patas.
De las minas nada más se supo y no se han encontrado restos que ayuden a encontrar su ubicación.
En 1965, los espeleólogos del Centro Excursionista de Alcoi, encontraron en el interior de la cueva de la Sarsa (Bocairent), huesos que fueron identificados como pertenecientes a una pantera africana.
 
-También existe un origen Vasco según el historiador Manu Cebeiro, ya que en el País Vasco también tienen algún topónimo llamado Mariola que puede significar “Mari” una divinidad femenina vasca y de “ola” que significa Amorriador o lugar donde sestea el ganado, lo cual puede decir el lugar donde sestea Mari.

Existe otra teoría de la época de los romanos, cuando un capitán o general romano llamado Mario  defendió esta tierra de los rebeldes, allí edificó una torre y le llamó a la sierra Mariola, en honor a su nombre.

-Un origen Latino según indica Coromines, quizás la más aceptada viene del Latín  MERIDIOLA -Olum que es un diminutivo de MERIDIES “Migdia” que en lenguaje pastoral se aplica a los lugares donde sesteaba el ganado a la hora de más calor, y con el diminutivo sería un pequeño sesteador.


Las teorías tanto Vascas  como la del Latín apunta a que viene de un traslado toponímico de las comarcas catalanas del Pallars o del Segrià que seguramente la trajeron durante la reconquista de nuestras comarcas en los tiempos de la reconquista.

ENLACE INICIAL(BLOG):
Etimología de la Serra de Mariola

ENLACES RELACIONADOS (BLOG):
El tejo
El comercio de la nieve
L'auró de la Teixera